martes, junio 25, 2024
ECONOMÍA

Cuba necesita incentivar venta de producciones locales al turismo

FotosPL: Vladimir Molina La Habana, 15 dic (Prensa Latina) El primer ministro de Cuba, Manuel Marrero, llamó hoy a incentivar la venta de producciones agropecuarias al turismo, como uno de los principales problemas a resolver para disminuir las importaciones de alimentos para ese sector.
En este sentido significó que existen retos como la calidad y los precios justos, tanto para los productores como para las entidades, pues de ello depende también que la industria del ocio se convierta verdaderamente en la locomotora que necesita la economía de la isla.

El jefe de gobierno intervino en un debate parlamentario sobre una fiscalización al proceso de sustitución de importaciones de alimentos para la rama turística, la cual calificó de muy profunda, al abordar los principales problemas que persisten.

Al respecto señaló todas las potencialidades que existen en las producciones industriales de alimentos, y que al no aprovecharse obligan a importar productos injustificados, como los vegetales encurtidos, muchas veces desde mercados lejanos.

Refirió igualmente que el sistema empresarial estatal tiene que despertar de su letargo y asumir la autonomía que se le ha concedido con las medidas aprobadas por el gobierno, para gestionar contratos y tomar decisiones que beneficien ese encadenamiento productivo necesario.

Abordó otros asuntos como la falta de fuerza de trabajo en la agricultura, y la necesidad de ir satisfaciendo poco a poco las necesidades de instalaciones hoteleras aisladas, para luego avanzar hacia los polos más grandes, como el balneario de Varadero, en Matanzas.

El turismo es estratégico para la economía de la nación caribeña, al ser uno de los sectores que provee entrada de divisas líquidas, en medio de las contracciones generadas por la pandemia de Covid-19 y el recrudecimiento del bloqueo de Estados Unidos.

Su recuperación paulatina, con todas las limitaciones que impone la crisis sanitaria internacional, con mercados deprimidos y temor a viajar, demanda una mayor competitividad, asociada a niveles superiores de eficiencia, de ahí la importancia de solucionar las deficiencias actuales, comentó Marrero.

agp/kmg

Prensa Latina