En pleno COVID-19: Conozca las ventajas de comprar Vivienda de Interés Social

Invertir en vivienda ha sido siempre una muy buena opción porque se revaloriza con los años. Y hacerlo en este momento con los beneficios que el Gobierno y las Cajas de Compensación están otorgando a los colombianos para compensar el impacto económico de la pandemia, podría resultar mucho más rentable.

De todas las opciones para comprar bienes raíces probablemente la que más valorización tiene es la Vivienda de Interés Social (VIS), pues el tope de precio de estos inmuebles es de $147.085.050 y la mayoría cuentan con estándares de calidad en diseño urbanístico, arquitectónico y de construcción.

“La reactivación económica actual aportará más de 700 mil empleos al sector de la construcción en los próximos dos años, pero además le está permitiendo a los colombianos acceder a un patrimonio propio. Este es el momento perfecto para comprar vivienda en Colombia”, aseguró Carlos Andrés Rodríguez, gerente de Subsidio y Vivienda de Compensar.

¿Por qué invertir en vivienda VIS?

1. Valorización de los inmuebles constante: usted podrá iniciar o mejorar su patrimonio a partir de un valor muy asequible (150 SMMLV) que se valorizará cada año.

2. Apoyos financieros: el Gobierno y las Cajas de Compensación Familiar benefician a familias con ingresos de $1.755.6060 con subsidios de hasta 26 millones.

3. Calidad de vida: muchos de los proyectos VIS en municipios aledaños a la capital cuentan con las ventajas de los no VIS como espacios más amplios, más zonas verdes y entorno natural.

4. Servicios públicos económicos: las VIS suelen ubicarse en zonas de estratos 2 y 3, con lo cual el costo de los servicios públicos será menos costoso.

5. Gastos notariales y de registro: se liquidan al 10% de la tarifa ordinaria aplicable, permitiendo un ahorro extra a las familias que adquieran el subsidio.

Recuerde que si compra en proyectos que están sobre planos, no solo las cuotas mensuales, sino el valor total de la vivienda será más económico. “Hoy los colombianos pueden apoyarse en los subsidios de vivienda entregados por el gobierno y, ahora, unirlo con el otorgado por las cajas de compensación.