El gobierno federal ejecuta a hombre que abusó y mató a golpes a su pequeña hija

TERRE HAUTE, Indiana — El gobierno de Donald Trump sigue prolongando su serie de ejecuciones postelectorales sin precedentes con la muerte de un hombre de Luisiana que abusó de su hija de 2 años y luego la mató a golpes.

Alfred Bourgeois, de 56 años, fue declarado muerto este viernes a las 8:21 p.m. ET en una prisión federal en Terre Haute, Indiana. Sus abogados habían argumentado que tenía un coeficiente intelectual que lo colocaba en la categoría de discapacitado intelectual, y dijeron que eso debería haberlo hecho inelegible para la pena de muerte.

Bourgeois fue declarado culpable de abusar de su hija de dos años durante semanas en 2002 y de matarla estrellándole la cabeza contra las ventanillas y el tablero de un camión.

En sus últimas palabras, Bourgeois, atado a una camilla, no se disculpó y, en cambio, adoptó un tono profundamente desafiante, insistiendo en que no mató ni abusó sexualmente de su bebé.

“Le pido a Dios que perdone a todos los que conspiraron y conspiraron contra mí y colocaron pruebas falsas”, dijo. Agregó: «Yo no cometí este crimen».

Más tarde, los familiares de la niña emitieron un comunicado conjunto en el que calificaron a Bourgeois de «un monstruo».

Mohamed Iqbal ha pasado más de la mitad de su vida -21 años- en el corredor de la muerte, su ejecución se paralizó horas antes y ahora se enfrenta a un incierto futuro como un hombre libre en un mundo nuevo, en un caso que ilustra las deficiencias del sistema judicial de Pakistán.

Bourgeois es la segunda persona ejecutada esta semana en una cárcel federal, la de Terre Haute, Indiana. Se prevén otras tres ejecuciones en enero.

La suya es la décima ejecución desde que en julio se reanudó la aplicación de la pena de muerte en casos federales bajo la presidencia de Trump luego de una interrupción de 17 años.

Es la primera vez en más de 130 años que se realizan ejecuciones en el fuero federal durante los meses de una presidencia saliente.

El jueves fue ejecutado Brandon Bernard por su participación en el asesinato en 1999 de una pareja en Iowa. Una pandilla de adolescentes secuestró y robó a Todd y Stacey Bagley. Bernard tenía 18 años en ese momento.

La pena de muerte federal se había reinstaurado en 1988, pero solo se ha aplicado en tres ocasiones.

Telemundo