Serbia y Kosovo llegan a un consenso para prevenir una escalada del conflicto

Publicado: 23 nov 2022 21:41 GMT

Así lo ha anunciado el jefe de la diplomacia de la UE, Josep Borrell.

Los negociadores de Kosovo y Serbia han acordado medidas para evitar una mayor escalada de la disputa sobre las matrículas de los autos y las partes están dispuestas a concentrarse en esfuerzos para normalizar las relaciones, ha revelado este miércoles el alto representante de la Unión Europea para Asuntos Exteriores, Josep Borrell.

«¡Tenemos un trato! Muy contento de anunciar que los negociadores principales de Kosovo y Serbia con facilitación de la UE han acordado medidas para evitar una mayor escalada y concentrarse completamente en la propuesta de normalización de sus relaciones», anunció el jefe de la diplomacia europea en su cuenta de Twitter.

Conforme al acuerdo, Belgrado dejará de emitir matrículas con denominaciones de las ciudades kosovares y Pristina dejará de realizar más acciones relacionadas con los nuevos registros de vehículos.

Borrell adelantó que invitará a las partes en los próximos días para discutir los pasos a seguir, y asimismo les agradeció por sus esfuerzos, al igual que a Miroslav Lajcak, representante especial de la UE para el diálogo entre Serbia y Kosovo, y otros asuntos de los Balcanes Occidentales.

A finales de julio, la situación en Kosovo se agravó debido a la decisión de Pristina de no dar validez a los documentos serbios y a las matrículas de autos expedidas por Belgrado. En octubre, el conflicto fue exacerbado por el ultimátum de las autoridades kosovares, que dieron de plazo hasta el 21 de noviembre a los automovilistas para sustituir las placas. El incumplimiento de la nueva normativa supone la imposición de multas a partir de este mes o incluso la confiscación de los vehículos que no hayan cambiado la matrícula serbia por una de Kosovo antes del 21 de abril de 2023.

En respuesta a esa decisión, múltiples empleados públicos de etnia serbia dimitieron a principios de noviembre de sus puestos en las administraciones municipales, el sistema judicial, la Policía, el Parlamento y el Gobierno de Kosovo.

Más información, en breve.

RT espanol