India en recesión con la mayor contracción entre las naciones del G20

31 de agosto de 2020, 10:48Nueva Delhi, 31 ago (Prensa Latina) India se encuentra en recesión tras la drástica caída del 23,9 por ciento del Producto Interno Bruto (PIB) en el segundo trimestre del año, que indica la peor contracción entre las naciones del Grupo de los 20, se divulgó hoy.

El desplome del PIB en el período de abril a junio del actual año fiscal fue el mayor registrado desde que India comenzó a presentar datos trimestrales en 1996, indicó la Oficina Nacional de Estadística.

La caída del PIB del país en el primer trimestre fiscal fue mayor de lo previsto, señaló por su parte un artículo del periódico Financial Express.

Una encuesta previa de economistas de Bloomberg fijó en 19,2 por ciento la baja interanual del PIB en el primer trimestre, acotó la fuente.

Los datos del PIB publicados hoy dan una clara imagen de la profundidad de la crisis económica de la India. Por primera vez en los últimos 40 años el PIB del país experimentó una contracción.

La pandemia del nuevo coronavirus llevó a un cierre sin precedentes de tiendas, mercados, industrias y casi todas las ruedas de la economía en abril y mayo.

La economía india fue lastrada por la Covid-19 y el más grave de los cierres que provocaron la paralización de las actividades comerciales y una fuerte caída de la demanda de los consumidores, apuntó el portal News18.

La contracción es también la peor entre las naciones del G20. Antes, el Reino Unido informó de la mayor caída del PIB entre las 20 principales economías del mundo, con un desplome del 21,7 por ciento. En India, que reporta más de tres millones 600 mil casos y más de 64 mil muertes por la Covid-19, las restricciones en el transporte, instituciones educativas y restaurantes, y los cierres semanales en algunos estados afectan la fabricación, los servicios y ventas al por menor, mientras millones de trabajadores están sin empleo.

El bloqueo nacional se impuso el 25 de marzo y se prolongó hasta finales de mayo, y luego las restricciones se levantaron gradualmente en junio.

Si bien abril y mayo se consideran meses de vacas flacas para la mayoría de las empresas, la demanda reprimida impulsó un poco el consumo en junio, aunque muy por debajo de los niveles anteriores a la crisis, indicaron expertos.

car/abm