Este es el comportamiento del consumo en Colombia tras el inicio del Aislamiento Selectivo

Luego de más de 2 meses de pasar del Aislamiento Preventivo Obligatorio al Aislamiento Selectivo, el cual, según declaraciones del Gobierno Nacional se extenderá hasta el cierre de noviembre, los sectores público y privado, aliados internacionales, líderes y expertos y, en general, todos los colombianos han concentrado sus esfuerzos en lograr que la reactivación económica del país sea consistente a largo plazo.

Después, en los meses de Julio y agosto, que continuó con la cuarentena sectorizada, el decrecimiento pasó al 30%. Y, a partir de septiembre, con el inicio de la reapertura de comercios en el Aislamiento Selectivo, el decrecimiento bajó al 20% y en octubre siguió mejorando con un -12%, logrando en la última semana de octubre, es decir Halloween, más de 8 millones de transacciones, registrando la segunda semana de mayores transacciones desde el inicio del COVID-19 en el país, sin embargo decreciendo en 7% versus el 2019.

Uno de los indicadores que apalanca este comportamiento es la actividad o productividad de los comercios, la cual se mide en la cantidad de comercios que registraron al menos una transacción en la semana. Antes de que iniciara la cuarentena, la productividad estuvo en un promedio del 82%, pero en la semana 13 (del 23 al 29 de marzo) bajó al 27%. Ahora bien, en el mes de octubre subió al 71%, es decir un crecimiento de 44 puntos porcentuales.

“Con entusiasmo vemos que el consumo de los colombianos se ha dinamizado y los indicadores del mercado se aproximan cada vez más a los que teníamos antes de la coyuntura del COVID-19. Una tendencia que obedece al aumento en la confianza del consumidor y ésta, a su vez, gracias a la articulación entre Gobierno, gremios y comercios, especialmente MiPymes, y el sistema financiero, no sólo para inyectar capital o brindar alivios a los negocios, sino también en el desarrollo de medios, canales, y soluciones electrónicas idóneas que se ajusten a las necesidades de los consumidores, entregando conveniencia, practicidad y altos estándares de seguridad”, afirmó Diego Quesada, Vicepresidente de Mercadeo y Transformación del Negocio de CredibanCo.

Y es que, al inicio del año (enero a 15 de marzo), se registró un promedio semanal de 6.8 millones de transacciones en los puntos de venta y 1.8 millones en soluciones de e-commerce. Después, una vez empezó la coyuntura por COVID-19, este número bajó significativamente pasando a 3.9 millones de transacciones en el punto de venta. Hoy por hoy, las transacciones presenciales han recuperado su protagonismo registrando 5,3 millones en septiembre y 5,8 millones en octubre.

Por otro lado, en estos dos últimos meses, el protagonista de estas transacciones en menor proporción a lo que se reportó en los primeros meses de la cuarentena sigue siendo la categoría de supermercados con una participación de más del 37%, aunque otras como restaurantes y vestuario aportaron entre el 17% y 19%, respectivamente, teniendo en cuenta que al inicio de la cuarentena llegaron a aportar solo el 8% y antes representaban el 24%. Entretenimiento, Viajes y Turismo, lentamente, recuperan su dinámica, aportando un 2% de las transacciones de estos dos últimos meses, tras venir de una participación del 0.8% en los meses de marzo a junio.

Finalmente, en el mes de octubre, en cuanto al uso de tarjetas crédito y débito, se observa que el débito se ha recuperado acercándose a la cantidad de transacciones que se registraron a principios del año, con un decrecimiento del 2%, mientras el crédito tiene la brecha más alta con un -19%.

Extra colmbia