jueves, febrero 29, 2024
ECONOMÍA

Egipto culpa a Etiopía por estancamiento en diálogo sobre presa

El Cairo, 24 ene (Prensa Latina) El ministro egipcio de Recursos Hídricos, Mohamed Abdel-Ati, culpó hoy a Etiopía del estancamiento en las negociaciones sobre la presa construida por el país abisinio en el Nilo Azul, y aseguró que prosiguen los esfuerzos para reactivarlas.
La intransigencia etíope hizo fracasar todas las reuniones, opinó el experto tras recordar que en los últimos meses ocurrieron cuatro encuentros bajo la supervisión de la Unión Africana (UA), además de cinco citas con sus homólogos y los cancilleres de los tres países -incluido Sudán-.

Durante una intervención este domingo ante el Parlamento egipcio, Abdel-Ati adelantó que los ministerios de Recursos Hídricos y de Asuntos Exteriores hacen lo posible por evitar el fin de las conversaciones, retomadas luego del fracaso de las rondas de diálogos en Estados Unidos, gracias a los buenos oficios de la UA, reseñó Ahram on line.

Fue la intransigencia de Etiopía lo que impidió llegar a un acuerdo justo entre los países afectados, insistió el funcionario quien resumió los pasos seguidos en Washington hasta el infructuoso desenlace de las pláticas.

Egipto defiende la propuesta emanada de los debates en Estados Unidos, aunque Etiopía rechazó el borrador de pacto y el rol protagónico del Gobierno norteño en la negociación.

Egipto teme que la puesta en funcionamiento de la represa, la mayor del continente, limite el flujo del Nilo, insuficiente para satisfacer las demandas de su población la cual supera los 100 millones de habitantes, por lo que exige pautas para el llenado del embalse y medidas de mitigación ante sequías severas o prolongadas, postura con la que coincide Sudán.

Por tratarse de su único curso de agua del que depende para el consumo del líquido, la agricultura, la generación eléctrica, la acuicultura, incluso el turismo, la nación norafricana percibe el asunto como una cuestión existencial.

En tanto Etiopía apuesta a la megaobra, la mayor del continente, para garantizar la distribución energética nacional y exportar a otras regiones, al mismo tiempo asegura que no ocasionará perjuicios a sus vecinos ribereños.

Asimismo reitera que es su derecho explotar ese recurso transfronterizo en beneficio del desarrollo propio.

El presidente egipcio, Abdel Fatah El-Sisi, aboga por agotar las vías diplomáticas para resolver la disputa, que dura casi una década.

Analistas advierten que negociar una vez activa la presa podría desatar un conflicto.

Llamado Blanco en ciertos tramos, El Nilo recibe en Sudán las aguas del Azul, nacido en Etiopía.

jha/ap/gdc

Prensa Latina